Recuerdos del Principio

Y diez años después, estoy parado en el mismo lugar donde el universo se abrió para mi.

Una tarde, seguro de un martes, por que es los días en que las cosas pasan. Estaba sentado con libro de Aves de México tratando de identificar a Tyrannus melancholicus en la aproximación final de la Pista 01 del aeropuerto internacional Toncontín.

Diez años después, en el mismo lugar y quizás en las mismas fechas está un Tyrannus melancholicus sentado en la cerca de la aproximación final de la Pista 01. ¿Será el mismo?. ¿Serán parientes?, ¿Será cualquier cosa?. No lo se, pero el viaje al pasado fue inevitable.

Subitamente me vi de 26 años de edad, estudiando biología, cuatro de la tarde, caminando por el pasto alto con unos viejos binoculares que había cambiado por una botas altas a un querido amigo de apellido Alegría. Observaba con deseo aquel ave, con un hambre de cazador en coto de caza nuevo, le veía girar su cabeza y me perdía en sus tres colores, amarillo, gris y blanco. Un ave que tantas veces he visto en estos 10 años, de repente ante mí era desconocida, sublime, digna de toda la reverencia del mundo por permitir que la acechara.

Y caminando por el pasto alto, tanto ayer como esta mañana, pude ver a todas las aves que vi por primera vez, cada una en su misma percha, en el mismo árbol, cantando su misma canción. Y pude verme joven perdido en un mar de zacate que da picazón, disectando la vida para observar sus tripas. Pude verme hoy, habiendo disectado la vida y embalsamado sus entrañas en decisiones. Eramos dos, el joven lleno de energía, el viejo lleno de experiencia; el novato con deseo de aprender, el veterano con deseo de enseñar. Y ambos aun con el mismo deseo: “Comerse al mundo”.

Ese mundo que fue devorado, escupido y vuelto a tragar, es momento de rumiarlo de nuevo con un nuevo sabor, con un nuevo condimento, con un nuevo sazón El Pollo Teriyaki es el nuevo Pollo con semillas de marañón. Hay que comerse al mundo, por que hace 10 años eran pocos, ahora son muchos… Significa que un camino fue abierto, un sendero se construyó y ahora ese caminito va por su propia parte, es la carretera principal hacia otros designios que la vida determinará. Abriremos una nueva avenida en esta carretera, por que no se trata de inventar el agua caliente, eso ya lo hicimos, ahora es perfeccionar el recipiente que lleva el agua.

Diez años después, ahi están las aves, cantando, persiguiéndose y en general estando, así estoy diez años después, cantando las bondades de las aves, persiguiendo sueños y estando, de pie, perchado, al acecho y atento.

Por el amor a las aves.

DG. 13 septiembre 2016

 

2 comentarios to “Recuerdos del Principio”

  1. Enrique Romero Says:

    It’s good to have a passion. It is life.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: